Make your own free website on Tripod.com

altopías Provisiones para la intervención en otros lugares

 

Taller X

Taller de Diseño Arquitectónico. 7º, 8º y 9º Semestre

Profesores: José Ignacio Vielma C. + Ana María Florez

Metodología

El curso propuesto solicita afinar la mirada en la búsqueda de la experiencia intensa e indeterminada de la altopía, para a partir de ese encuentro, comenzar a implementar las estrategias que permitan habitar lo hasta ahora inhabitable, el estar en otro lugar, donde hasta ahora era imposible estar.

Dos métodos de trabajo coexistirán a lo largo del curso. El método tradicional propone la acumulación progresiva de intenciones y resultados en un taller colectivo, con herramientas todavía validas, pero convencionales, de aproximación al proyecto, aunque siempre sujeto a entender en profundidad las implicaciones argumentales implícitas a partir del lugar de trabajo. El método asistido por el “aula digital”, también otro espacio de proyecto, se propone como un espacio donde el proceso de diseño podrá enriquecerse cuando la computadora es el instrumento de trabajo y retroalimentación cotidianas y las herramientas de software son parte fundamental tanto del proceso de descubrimiento y desarrollo del proyecto, como de su representación. La coexistencia de ambos procesos, permitirá confrontar, siendo sensible a sus especificidades, los siguientes procesos:

1.    La interactividad que se genera entre el lugar, su representación, el proceso de diseño y los resultados por cualquiera de las vías elegidas.

2.    La inclusión de nuevos datos y elementos que permitan descubrir posibilidades no exploradas en el proceso. Los datos que se obtienen en los procesos convencionales, más dominados por la subjetividad intuitiva o por la razón práctica, vs. los datos que se obtienen con la asistencia de la computadora, como elemento dinamizador y acelerador de otras visiones inesperadas sobre el proyecto que permite incluir elementos y fuerzas no-físicas como lo “virtual no visto”.

3.    Las diferencias de lenguaje que se generan a partir de el trabajo en el “aula digital” como un trabajo en un “sistema de dimensiones paralelo y más complejo y por tanto, liberador de las tres dimensiones”, y el trabajo convencional, de cierta forma atado por lo conocido, incluyendo la experiencia acumulada, pero también los vicios y los prejuicios.

El curso se estructurará progresivamente de la siguiente forma, pero siempre se tendrá conciencia de que toda decisión de selección, análisis o representación, es ya una decisión con implicaciones proyectuales:

1. Selección, lectura y registro del lugar

Deberá seleccionarse de forma justificada un lugar que se consideré poseedor de las condiciones descritas para lo altópico. Se realizará un registro de medios convencionales y multimedios, (filmaciones, fotografías, sonidos, construcciones analógicas). Se deberá recopilar la planimetría del lugar, y cualquier otra información que permita reconstruir y representar, con una aproximación adecuada,   sus condiciones reales.

En las descripciones y presentación del sitio deberá hacerse énfasis en las experiencias espaciales, como condiciones concretas, que permiten su selección, así como cuales son las condiciones que permiten catalogarlo como altopía y cómo responde a las condiciones descritas en el curso sobre esos espacios.

En esta etapa, los estudiantes podrán trabajar libremente con medios convencionales o digitales.

2. Definición e interpretación de las condiciones físicas.

Deberá analizarse el sitio en relación con las potencias presentes, a partir de la experiencia directa de los fenómenos detectados, pero también en función de los flujos, la movilidad, las discontinuidades y rupturas que presenta, de las interrelaciones físicas y funcionales, así como de las virtuales posibles, de las conexiones o links con otras situaciones y de la relación entre su propia escala y la escala de la ciudad inmediata y mediata.

A partir del registro y del análisis de estas condiciones, deberán realizarse diagramas sintéticos de lo encontrado, así como un diagrama o artefacto que represente y contenga las fuerzas y condiciones presentes o posibles de presentarse en relación a la altopía encontrada.

3. Intervención del programa

A partir de las relaciones encontradas y propuestas en las etapas anteriores, se deberá hacer una propuesta programática para la ocupación de la condición seleccionada. En este punto deberá seleccionarse la metodología de trabajo predominante (“aula digital” o taller convencional), aunque cualquiera de ellas siempre podrá hibridarse con la otra según los requerimientos propios del estudiante.

El grupo que en esta etapa proponga continuar en la experiencia de taller convencional deberá proponer el programa en términos de el uso o los usos propuestos y el carácter público, privado o mixto de éste. Quienes hayan seleccionado el “aula digital”, como forma de participar en la experiencia ISC, contarán ya con un tema programático:

“CENTROS CULTURALES CONECTADOS DE LAS AMERICAS" PARA LA CULTURA Y EL COMERCIO.

El propósito de los Centros Culturales de las Américas es la creación de un lugar en cada gran ciudad Latinoamérica donde el ciudadano común, empresas e instituciones culturales puedan tener acceso a este gran ancho de banda en estos próximos 5 años. En su programa se encuentran una área de exhibición cultural / comercial e interacción popular, una área de salas de videoconferencias, una área administrativa y un auditorio para 200 personas. El objetivo es apoyar a las instituciones culturales y comerciales en sus esfuerzos de integración regional otorgándole un espacio en el cual puedan acceder a esta tecnología de alto ancho de banda mientras se resuelve el problema de la "ultima milla". La infraestructura del proyecto es de carácter temporario y se pretende que tendrá un uso inicial de 3 a 5 años sobre sitios eriazos o públicos de gran importancia en cada una de las ciudades en la que se crean estos centros.  Cada taller elegirá un sitio publico en su propia ciudad.”

En cualquiera de los dos casos, con la propuesta de programa completa o con la interpretación y estudio del programa propuesto, se considerará esta etapa esencial para la redefinición de las condiciones del sitio de trabajo. Así, los planteamientos del taller convencional deberán hacer énfasis en el programa como propuesta desde la definición misma del uso, mientras que el “aula digital” contará con un dato inicial sobre el cual deberá realizar interpretaciones y adaptaciones, y podrá además considerar el carácter efímero o de uso temporal del sistema propuesto.

En ambos casos, el programa deberá intervenir como un sistema entendido como flujos, fuerzas, intensidades, llenos o vacío, que se superpone al sitio, y como tal deberá representarse entendiendo su carácter propositivo. El programa podrá explorarse desde nociones como publico-privado, tipo de organización, concentración-dispersión, nivel de jerarquización, conexiones, dureza, niveles de control, etc. Estas decisiones deberán expresarse y representarse en un diagramas, modelos o artefactos según las herramientas utilizadas.

4. Aproximación al sistema de intervención

Entendiendo la importancia de las observaciones captadas a través de la experiencia del lugar, de los análisis e interpretaciones sintetizados en el diagrama o artefacto del lugar y de la propuesta programática, se deberá realizar un último diagrama o artefacto que sintetice la aproximación que el estudiante superpondrá al sitio de intervención. Este objeto, real o virtual, deberá reflejar los argumentos, las decisiones y las primeras aproximaciones en la definición del sistema de intervención que el estudiante proponga, y se considerará como punto de partida para el desarrollo del sistema edificado. En el caso del programa propuesto para el “aula digital” podrá considerarse también el carácter efímero del uso inicial como manera de explorar relaciones entre el uso y el re-uso.

5. Desarrollo

Cualquiera sea la forma elegida de trabajo, el desarrollo de la propuesta deberá hacer énfasis en la captación de datos del proceso de diseño, de nuevas observaciones del sitio y del estudio de referencias para conseguir profundizar en el desarrollo de un sistema espacial concreto que se establezca a partir de la conjunción entre lo preexistente y lo añadido.

En esta etapa deberán desarrollarse nociones más precisas sobre las relaciones entre el sistema propuesto y el lugar entendido como altopía, la escala local, la urbana, la geográfica y la mundial, el funcionamiento físico y el virtual. Así mismo, toda la etapa de desarrollo deberá tener conciencia precisa sobre las decisiones o los accidentes ocurridos, y como ellos producen condiciones espaciales concretas sujetas a revisión, discusión y representación.

Los resultados finales, adicionalmente de apuntar a la concreción propia de un “proyecto arquitectónico” adecuado a la escala propia del lugar elegido, deberán realizar un énfasis particular en la representación de la experiencia obtenida. Es decir, del espacio concreto y real que se propone como resultado de la superposición de la intervención en el lugar.

Información adicional sobre el Taller de Arquitectura por Internet a partir del cual se desarrolla la experiencia del “aula digital” puede encontrarse en http://estudiodigital.tripod.com.ve